16 mayo 2013

Tres deseos, Jackson Pearce


                  

   


Titulo:  Tres deseos
Autor: Jackson Pearce
Editorial: Molino
Fecha de publicación: 20 / Mayo / 2010
ISBN: 9788427200272
Precio: 16,00

¡NOTA!





Sinopsis:


Desde que su novio rompió con ella, Viola ha pasado los días deseando en silencio volver a tener a alguien que la quiera y, lo que es más importante, volver a ser parte de algo.

Hasta que un día, sin darse cuenta, llama a un genio de otro mundo, que se quedará en el suyo hasta que la chica pida tres deseos. Genio está ansioso por regresar a su casa, pero a Viola le aterra desear, tiene miedo de no pedir lo correcto.


Conforme los dos van pasando tiempo juntos, la línea entre amo y criado empieza a desdibujarse y Genio no tardará en reconocer que está enamorado de Viola.


MOpinión



¿Qué se puede decir de un libro tan predecible?
La historia es bonita como cualquier libro romántico, pero los sucesos pasan sin pena ni gloria y todo parece tan normal…

Viola Cohen se siente invisible. No encaja en ningún grupo social, su novio a resultado ser gay y se ha convertido en su mejor amigo.
Genio es… Un genio. Sin nombre, sin diferencias con el resto de genios, pasa su día a día entretenido con su trabajo sin preocuparse realmente por nada… Hasta que Viola pide un deseo verdadero y él deja Caliban para aparecer en el mundo de los humanos.

(…)—¿Quién eres? —susurra con una voz débil y crispada.
—No tengo nombre —contesto—. Llámame como quieras. ¿Podemos ahorrarnos las formalidades y darnos prisa? (…)
(…)—¿Darnos prisa en qué?
(…)—En pedir deseos. 
(…)—¿Qué deseos?
(…)- Di «deseo un pelo estupendo» y de ese modo podremos seguir avanzando, ama.
Pongo los ojos en blanco al acabar.
—Ve... vete (…)
—Me encantaría, pero para eso tienes que pedir tres deseos (…)Venga. Empieza con «deseo...» y tú pones el resto.”

Sin embargo lo que parece un trabajo hecho acaba por convertirse en la historia de una amistad contra todo pronóstico, contra toda norma y esa historia de amistad acaba siendo un amor verdadero…  Y es que Viola no quiere desear nada sin tener tiempo para pensárselo, tiempo que Genio no desea malgastar…

Me muero de la vergüenza.
No puedo mirar esto. No me refiero a la pésima película que están viendo, sino a Aaron prácticamente encima de Viola. Le retira el pelo y le besa el cuello como si estuvieran en algún rincón para manosearse en vez de en un cine medio lleno de gente. (…)
(…)Alguien detrás de mí les tira unos cubitos de hielo que pasan rozando la mejilla de Viola, por lo que se aparta de los labios de Aaron. Dirige una mirada de disculpa al chico que le ha tirado el hielo y me atraviesa, pues estoy sentado, invisible, en la fila detrás de ella. (…)
(…)Pero no puedo soportar que Aaron y ella estén aquí solos, sobre todo después de los deseos que he visto en los ojos de este chico cuando la pasó a buscar... (…)
(…)«No es nada tuyo, no tienes que protegerla», me repito una y otra vez, pero no ayuda.
Los deseos que reflejan los ojos de Viola no tienen nada que ver con los de Aaron. A ella le gustaría estar viendo una comedia (…)¿Es que Aaron no conoce sus gustos?”

No se… No me parece un fuera de serie. Es, simplemente, un bonito romance adolescente sin nada en particular (Ni si quiera se puede decir que los protagonistas tengan nada en particular en la cabeza….)
Todo sucede demasiado deprisa y nada parece sorprender a los protagonistas que deben de ver genios a diario por su primera reacción…. Y Ya puesto el final, que debería ser como mínimo sorprendente no es sino una forma rápida de terminar algo de la manera más predecible posible.

LO MEJOR
Una historia original
LO PEOR
La facilidad de aceptación de los personajes…

No hay comentarios:

Publicar un comentario